– 35

– 34
diciembre 18, 2018
– 36
diciembre 16, 2018
Hace dos años que anunciaron que Panamá había sido elegido para ser sede de la Jornada. Y uno sin saber los planes que Dios tiene para uno, y que cada experiencia te prepara, me sigue demostrando que nada pasa sólo por que sí. En enero de 2017, luego de una llamada de una amiga que me invita para de ser parte de la comisión de medios un encuentro de jóvenes (el más grande que se realiza a nivel nacional), sin siquiera imaginarlo que una cosa llevaría a la otra. No lo pensé dos veces y lo deje todo (hasta mi trabajo en ese momento) para ir a ese encuentro que me abrió las puertas a conocer gente increíble y más tarde esa personas confiarían en mí para ser parte de unos de los proyectos más grandes del mundo, la Jornada Mundial de la Juventud en Panamá 2019. Lo mejor es que era de lo que me apasiona, la comunicación. Mi testimonio es pequeño y significativo, aprendiendo que no hay reto que sea muy grande para ti, que hay que valorar la misión que uno tiene en el mundo y que es posible rodearse de personas con ganas de dejar un mundo mejor, más humano y más sensible a comunicar la buena noticia de Jesús.
Ian Lara, Panamá